Las Carteras Administradas son un instrumento de inversión diseñado y administrado por expertos. Su objetivo es ofrecer una alternativa diversificada al inversor para obtener rendimientos sin que el mismo sea un experto en el mercado de capitales. Las carteras están compuestas por diferentes activos que cotizan en el mercado (Acciones, Bonos, Letras, etc). Estos son elegidos y administrados con el fin de ofrecer el mejor rendimiento.

Nuestras Carteras Administradas están orientadas a aquellos inversores que por razones de tiempo, quieran delegar la gestión de sus inversiones en manos de expertos.

1. Instrumento de inversión ideal para quienes no tienen conocimiento del mundo bursátil no tienen tiempo para administrar su propia cartera.

2. Alta liquidez, lo que significa que se puede ingresar (comprar) y salir (vender) en cualquier momento a precios de mercado de manera total o parcial.

3. Seguimiento on-line de la evolución de la cartera.

4. Información semanal con los hechos destacados de la cartera, su evolución, su composición y su rendimiento.

5. Rendimiento superiores a la inflación del IPC INDEC.

6. Portfolio armado: la inversión es la compra de una canasta específica de activos, con distribución y diversificación establecidas de antemano.

7. Las personas físicas están exentas del impuesto a Bienes Personales y Ganancias.

8. Los títulos que componen la cartera se registran a nombre del inversor.

9. Delegación de la administración: La responsabilidad de maximizar su dinero pasa por el manejo de los especialistas.

Carteras Administradas en solo tres pasos.

1. Abrir una cuenta en Transatlántica S.A. Bursátil.

2. Transferir los fondos.

3. Elegir entre las distintas opciones de carteras administradas.

Tener una cartera de activos financieros administrada por operadores idóneos, reducir los costos operativos y dedicarle menos tiempo a la investigación del mercado para saber que comprar y cuando vender dejando sus ahorros en manos de verdaderos profesionales.

El horizonte de inversión lo determina cada inversor, siendo el plazo recomendado de 12 meses para cualquiera de las carteras.

El valor mínimo de inversión en una cartera es de $ 200.000-

Cartera Argenta: compuesto por Letras y/o bonos soberanos (provinciales y nacionales) emitidos y pagaderos en pesos o dólares. El objetivo de esta cartera es lograr rendimientos, superando a la inflación informada por el INDEC, con un riesgo bajo. Plazo sugerido de permanencia: 12 meses.

Cartera Valiente: compuesta por acciones que cotizan en el mercado local, especialmente seleccionados y con alta liquidez de mercado. Plazo sugerido de permanencia: 12 meses.